sábado, 17 de octubre de 2009

Sobre el Volcán

Sobre el Volcán...Muchachos desnudos bajo el arcoiris de fuego”, aquellos muchachos vestidos sobre el volcán. El volcán siempre en erupción de la literatura. Pero de La literatura.


Y, ahora, una botella lanzada al mar, un mensaje fotográfico que cruza el Atlántico, no una sino dos veces: desde México a España, la vez primera; desde España a Chile, la segunda. Y la botella llega al destinatario, porque así ha de ser con todo mensaje fotográfico enviado por un Muchacho, hermoso y discreto, joven aquella vez y más joven ahora.


No los personajes, sino las personas. No la invención, sino la vida. Cuando todos somos tan eternos, demasiado inmortales, ahítos en la rima de infinitos, cuando somos los muchachos, cuando somos los muchachos, cuando somos los muchachos, cuando somos los muchachos. Somos: palabra capicúa, palabra que va, palabra que viene: somoS. Soy: un yo que al revés pareciera un plural modulado por niños: Yos.


Rayos del mismo sol que nos alumbra a todos cruzan las fotografías: resplandor en la mejilla, el cielo de los topos en los tropos, aunados hasta la vida en el beso eterno.


K. Ramone

______________________________
Sobre el volcán
México D.F., Casa del Lago, bosque de Chapultepec, 1975.

Piel Divina, Julián Gómez, Mario Santiago, Margarita Caballero, Roberto Bolaño. El mismo orden en las dos fotos.
Rubén Medina, Piel Divina, Roberto Bolaño.

Roberto Bolaño, un desconocido, Bruno Montané.






Chorrito de agua en un césped frente al Museo Nacional de Antropología, Rubén Medina seduciendo a Diana cazadora, Piel Divina y Rubén Medina.

(Izquierda) Roberto Bolaño en autobús. (Derecha) Roberto Bolaño, un desconocido, Bruno Montané.


Piel Divina malabarista. Atrás a la derecha, Mario Santiago.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Sobre el volcán, muchas y bellas flores...
Gracias Kato Ramone por vuestros inconmensurables obsequios.

Simplemente Ramona.

Negro dijo...

querido KATO, vuelvo a leer a Los Detectives Perdidos en el D.F., vuelvo a leer tu blog, casi como una oración de buenas noches, se vuelve, parece que siempre se vuelve...

"Qué hicimos los real visceralistas cuando se marcharon Ulises Lima y Arturo Belano: escritura automática, cadáveres exquisitos, performances de una sola persona y sin espectadores,(...).Nos movimos... Nos movimos... Hicimos todo lo que pudimos... Pero nada salió bien".

saludos...

Sylvia Rojas Pastene dijo...

Mire que quiera que le diga, le leo todos los días pero como además hay que estudiar, por ejemplo sobre ese gran fotografo, me enstusiasmé con sus entrevistas. Ahora con esas fotos, reliquias diría una ancianita con alma de joven,( aunque no exista) fotos que viajan ah jovenes eternos y compartidos.
Viva la botellita de náufrago.
Abrazos y gracias por las dádivas.

Kato Ramone: Los Rincones Oscuros dijo...

Doña Simplemente Ramona:
Agradezco la vueltecita por este lar, para encontrarnos con estos chiquillos, dignos hijos de Lowry y de su monumental y aún cojonuda Bajo el Volcán(Under the Volcano); dignos hijos, digo, de Lowry y esas travesías, con ellos Sobre el Volcán candente de la América Latina setentera ("y de ahorita también, güey" —como si me soplara al oído un amigo Poeta).
Abrazos y besos.
K.Ramone

Kato Ramone: Los Rincones Oscuros dijo...

Shyvy Kerida:
Como siempre su presencia fiel y paciente en este blog. Siempre lectora atenta a las bengalas lanzadas(con tigres de ídem y todo).
Sí, la dádiva que da vida, la Vida, esa Diva regia. Qué mejor; más bueno que el pan con ají.
Abrazote.

K.Ramone

Kato Ramone: Los Rincones Oscuros dijo...

Negro, sí, Negro, amigo:
"Qué hicimos los real visceralistas cuando se marcharon Ulises Lima y Arturo Belano: escritura automática, cadáveres exquisitos, performances de una sola persona y sin espectadores,(...).Nos movimos... Nos movimos... Hicimos todo lo que pudimos... Pero nada salió bien".

Y cuando nada sale bien, bueno, remítamonos a una de las frases más conocidas de Don Quijote y que, oh cosas de la vidacomoliteratura, no aparece en el Quijote: "... señal de que avanzamos" (por ahí, sobre la frase en cuestión, hay que remitirse, en realidad y con sus variantes, a un León llamado Ricardo y acaso de ahí a otros, pero no a palabras de don Alonso Quijano, al menos no el cervantino). Pero quizás se entiende hacia dónde, más allá de digresiones, voy.

Un abrazo grande.

K.Ramone

V dijo...

Joyitas que hacen Crack tu corazón.